EXCLUSIVO

Carta Completa de Renuncial de Rima Khalaf

  • News Code : 820815
  • Source : ABNA24
Brief

NUEVA YORK. (ABNA) - La siguiente carta completa es la renuncia de Rima Khalaf de su cargo de Subsecretaria General de la Comisión Económica y Social para Asia Occidental (CESPAO). Khalaf presentó su renuncia después de que el Secretario General de la ONU, Antonio Guterres, hiciera una petición formal para retirar la publicación del informe de la ONU que concluyó que Israel había establecido un "sistema de apartheid" en Palestina ocupada.

La siguiente carta no ha sido editada aparte de las secciones resaltadas consideradas de mayor importancia.

Estimado señor Secretario General:

He considerado cuidadosamente su mensaje transmitido a través del Jefe de Gabinete y le aseguro que en ningún momento he cuestionado su derecho a ordenar la retirada del informe de nuestro sitio web o el hecho de que todos los que trabajamos en la Secretaría están sujetos a la autoridad de su Secretario General. Tampoco tengo dudas sobre su compromiso con los derechos humanos en general, ni sobre su posición firme con respecto a los derechos del pueblo palestino. También entiendo las preocupaciones que usted tiene, particularmente en estos tiempos difíciles que le dejan poca opción.

No soy ajena a los ataques y amenazas viciosos a los que la ONU y ustedes personalmente fueron sometidos por los poderosos estados miembros como resultado de la publicación del informe de la CESPAO "Prácticas israelíes hacia el pueblo palestino y la cuestión del apartheid". No me sorprende que esos estados miembros, que ahora tienen gobiernos que no tienen muy en cuenta las normas internacionales y los valores de los derechos humanos, recurrirán a la intimidación cuando tengan dificultades para defender sus políticas y prácticas ilegales. Es normal que los criminales presionen y ataquen a quienes defienden la causa de sus víctimas. No puedo someterme a tal presión.

No en virtud de ser un funcionario internacional, sino simplemente por ser un ser humano decente, creo, como usted, en los valores y principios universales que siempre han sido la fuerza motriz del bien en la historia de la humanidad, y sobre la cual se funda esta organización nuestra, las Naciones Unidas. Al igual que usted, creo que la discriminación contra cualquier persona debido a su religión, color de piel, sexo u origen étnico es inaceptable y que tal discriminación no puede ser aceptada por los cálculos de la conveniencia política o la política de poder. También creo que la gente no sólo debe tener la libertad de decir la verdad al poder, sino que tiene el deber de hacerlo.

En el plazo de dos meses me ha pedido que retire dos informes producidos por la CESPAO, no por culpa de los informes y probablemente no por estar en desacuerdo con su contenido, sino debido a la presión política de los estados miembros que violan gravemente los derechos de la población de la región.

Usted ha visto de primera mano que la gente de esta región está pasando por un período de sufrimiento incomparable en su historia moderna; Y que la abrumadora inundación de catástrofes de hoy es el resultado de una corriente de injusticias que fueron ignoradas, aplastadas o abiertamente respaldadas por poderosos gobiernos dentro y fuera de la región. Esos mismos gobiernos son los que te presionan para silenciar la voz de la verdad y la llamada a la justicia representada en estos informes.

Teniendo en cuenta lo anterior, no puedo sino quedarme con las conclusiones del informe de la CESPAO de que Israel ha establecido un régimen de apartheid que busca el dominio de un grupo racial sobre otro. La evidencia proporcionada por este informe elaborado por expertos de renombre es abrumadora. Basta decir que ninguno de los que atacaron el informe tuvo una palabra que decir sobre su contenido. Siento mi deber de arrojar luz sobre el hecho jurídicamente inadmisible y moralmente indefendible de que todavía existe un régimen de apartheid en el siglo XXI en lugar de suprimir las pruebas. Al decir esto, no reclamo ninguna superioridad moral ni propiedad de una visión más presciente. Mi posición podría ser denunciada por toda una vida de experimentar las terribles consecuencias de bloquear canales pacíficos para abordar las quejas de la gente en nuestra región.

Después de dar la consideración debida del asunto, me di cuenta que yo también tengo poca opción. No puedo retirar otro trabajo bien investigado y bien documentado de la ONU sobre violaciones graves de los derechos humanos, pero sé que las instrucciones claras del Secretario General tendrán que ser implementadas rápidamente. Un dilema que sólo puede ser resuelto con mi renuncia para permitir que alguien más entregue lo que soy incapaz de entregar en buena conciencia. Sé que sólo tengo dos semanas más para servir; Mi renuncia no está destinada a la presión política. Es simplemente porque siento mi deber hacia las personas a las que servimos, hacia la ONU y hacia mí, no para retirar un testimonio honrado sobre un crimen en curso que está en la raíz de tanto sufrimiento humano. Por lo tanto, le presento a usted mi renuncia a las Naciones Unidas.

Respetuosamente,

Rima Khalaf


Traducido por Jalil Sahurie

© 2005-2016 AhlulBait News Agency. Todos los derechos reservados. Se autoriza la reproducción, traducción o distribución de esta noticia sin modificar el contenido y citando la fuente ABNA24 y el autor/traductor.

/112


Artículos relacionados

Envíe su comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados con *

*

Mourining of Imam Hossein
Mensaje del Líder Supremo a los Peregrinos del Hayy 2017
پیام امام خامنه ای به مسلمانان جهان به مناسبت حج 2016
We are All Zakzaky
telegram