El Mes de Dhul Hiÿÿah

Dijo el Mensajero de Dios (s.a.w.):
"No hay acciones virtuosas más queridas por Dios que las que se realizan durante estos diez (primeros) días."

Los actos preferibles del mes:El mes de Dhû-l Hiÿÿah es uno de los meses benditos del año. Al llegar este mes, los benevolentes Compañeros del Profeta (s.a.w.) y los tâbi‘în (los compañeros de los Compañeros) daban gran importancia a la adoración a Al·lah. Los primeros diez días de este mes, que corresponden a Al-Aîiâm al-Ma‘lumât mencionados en el Generoso Corán, poseen el máximo mérito y bendición y, según un dicho del Profeta (s.a.w.), no hay actos buenos y de adoración más amados por Dios Altísimo que los actos realizados en estos diez días.Las acciones preferibles de los diez primeros días:Los siguientes actos son preferibles en estos días:1. Ayunar los primeros nueve días equivale al ayuno de toda la vida.2. Realizar dos ciclos de oración entre las oraciones del Magrib e ‘Ishâ’, durante las diez noches. En cada ciclo luego de la Sura Al-Hamd (nº 1) decir una vez la Sura Al-Ijlâs (nº 112) y la siguiente aleya:وَواعَدْنا مُوسى ثَلاثينَ لَيْلَةً وَاَتْمَمْناها بِعَشْر فَتَمَّ ميقاتُ رَبِّهِ اَرْبَعينَ لَيْلَةً وَقالَ مُوسى لاَِخيهِ هارُونَ اخْلُفنى فى قَوْمى وَاَصْلِحْ وَلا تَتَّبِعْ سَبيلَ الْمُفْسِدينَwa uâ’adnâ mûsâ zalâzîna lailah wa atmamnâha bi’ashrin fatamma mîqâtu rabbihi arba’îna lailah ua qâla mûsâ li ajîhi hârûna-j lufnî fî qaumî wa aslih wa lâ tattabi’ sabîlal mufsidîn «Le acordamos a Moisés treinta noches que completamos con otras diez, de manera que el tiempo fijado por su Señor fue, en total, de cuarenta noches. Y Moisés dijo a su hermano Aarón: “Reemplázame ante mi pueblo; recomiéndales el bien y no sigas el sendero de los depravados”». (Corán, 7:142).Quien realice ello participará en la recompensa de los peregrinos.3. En los primeros diez días, también es preferible realizar cada día la siguiente súplica, que fuera pronunciada por el Imam ‘Alî (a.s.), y lo mejor es repetirla cada uno de dichos días diez veces. Dice: لا اِلـهَ اِلاَّ اللهُ عَدَدَ الّلَيالى وَالدُّهُورِ، لا اِلـهَ اِلاَّ اللهُ عَدَدَ اَمْواجِ الْبُحُورِ، لا اِلـهَ اِلاَّ اللهُ و رَحْمَتُهُ خَيْرٌ مِما يَجْمَعُونَ، لا اِلـهَ اِلاَّ اللهُ عَدَدَ الشَّوْكِ الشَّجَرِ، لا اِلـهَ اِلاَّ اللهُ عَدَدَ الشَّعْرِ وَالْوَبَرِ، لا اِلـهَ اِلاَّ اللهُ عَدَدَ الْحَجَرِ وَالْمَدَرِ، لا اِلـهَ اِلاَّ اللهُ عَدَدَ لَمْحِ الْعُيُونِ، لا اِلـهَ اِلاَّ اللهُ فِى الّلَيْلِ اِذا عَسْعَسَ وَالصُّبْحِ اِذا تَنَفَّسَ، لا اِلـهَ اِلاَّ اللهُ عَدَدَ الرِّياحِ فِى الْبَرارى وَالصُّخُورِ، لا اِلـهَ اِلاَّ اللهُ مِنَ الْيَوْمِ اِلى يَوْمِ يُنْفَخُ فِى الصُّورِ.lâ ilâha il·lal·lâhu ‘adadal laiâlî uad duhûri, lâ ilâha il·lal·lâhu ‘adada amuâÿ-il buhûr lâ ilâha il·lal·lâhu ua rahmatuhu jairun mimmâ iaÿma‘ûn lâ ilâha il·lal·lâh ‘adada-sh shauqi-sh shaÿar lâ ilâha il·lal·lâhu ‘adada-sh sha’ri ual uabar lâ ilâha il·lal lâhu ‘adadal haÿari ual madar lâ ilâha il·lal la:hu ‘adada lamhil ‘uiûn lâ ilâha il·lal lâhu fil-laili idhâ ‘as’asa ua-s subhi idhâ tanaffasa lâ ilâha il·lal·lâhu ‘adadar riiâhi fil barârî uas sujûr lâ ilâha il·lal lâhu minal iaumi ilâ iaumi iunfaju fis sûrLâ ilâha il·lal·lâh (No hay divinidad sino Dios), por el número de las noches y los días. Lâ ilâha il·lal·lâh por el número de las olas del mar, Lâ ilâha il·lal·lâh y Su misericordia es mejor de lo que atesoran (los mundanales), Lâ ilâha il·lal·lâh por el número de las plantas y árboles, Lâ ilâha il·lal·lâh por el número de cabellos y pelajes, Lâ ilâha il·lal·lâh por el número de piedras y arcilla, Lâ ilâha il·lal·lâh por el número de parpadeo de los ojos (de los seres), Lâ ilâha il·lal·lâh en la noche cuando oscurece y la aurora cuando amanece, Lâ ilâha il·lal·lâh por el número de vientos que soplan entre el desierto y las rocas, Lâ ilâha il·lal·lâh desde hoy hasta el día en que la trompeta sea tañida. El Primer día: es un bendito día para el cual se han transmitido muchos actos:Primero: El ayuno, que equivale al ayuno de ochenta meses.Segundo: hacer el salât de Fátima (a.s.), el cual consta de cuatro ciclos con dos taslîm (o sea, dos oraciones de dos ciclos). Es igual al salât de Amîr Al-Mu’minîn (a.s.). En cada ciclo se lee una vez la Sura Al-Hamd y cincuenta veces la Sura Al-Ijlâs (nº 112), realizando después del taslîm el tasbîh de Fátima, y luego decir:سُبْحانَ ذِى الْعِزِّ الشّامِخِ الْمُنيفِ، سُبْحانَ ذِى الْجَلالِ الْباذِخِ الْعَظيمِ، سُبْحانَ ذِى الْمُلكِ الْفاخِرِ الْقَديمِ، سُبْحانَ مَنْ يَرى اَثَرَ الَّنمْلَةِ فِى الصَّفا، سُبْحانَ مَنْ يَرى وَقْعَ الطَّيْرِ فِى الْهَوآءِ، سُبْحانَ مَنْ هُوَ هَكَذا وَلا هكَذا غَيْرُهُsubhâna dhîl ‘izzi-sh shâmij-il munîf, subhâna dhîl ÿalâl-il bâdhij-il ‘adzîm, subhâna dhîl mulk-il fâjir-il qadîm, subhâna man iarâ azara-n namlati fî-s safâ, subhâna man iarâ waq‘a-t tairi fil hawâ’, subhâna man hua hâkadhâ wa lâ hâkadhâ gairuhGlorificado sea el Poseedor de la Grandeza elevada y enaltecida, Glorificado sea el poseedor de la majestuosidad magnificente e inmensa, Glorificado sea el poseedor del reino esplendoroso y antiguo, Glorificado sea Quien ve la huella de la hormiga en la roca, Glorificado sea Quien ve la caída del pájaro en el aire, Glorificado sea Quien es así, siendo que nadie más es así.Tercero: Hacer una oración de dos ciclos media hora antes del mediodía; en cada uno de sus ciclos se lee una vez la Sura Al-Hamd y diez veces la Sura Al-Ijlâs (nº 112), diez veces la Aleya del Escabel (2: 255) y diez veces la Sura Al-Qadr (nº 97).Cuarto: Quien tema de algún opresor que diga este día:حَسْبى حَسْبى حَسْبى مِنْ سُؤالى عِلْمُكَ بِحالىhasbî, hasbî, hasbî min su’âlî, ‘ilmuka bi hâlîMe es suficiente, me es suficiente, me es suficiente, para mi pedido, Tu conocimiento de mi estado. Y Dios le librará de su mal.Debes saber que en este día nació Ibrâhîm (a.s.) Al-Jalîl (el amigo de Dios), y según lo narrado por los dos sheij en este día se produjo el casamiento de ‘Alî (a.s.) con Fátima (a.s.).El séptimo día: en el año 114 de la Hégira tuvo lugar el martirio del Imam Muhammad Al-Baqir (a.s.) en Medina y es un día de tristeza para sus seguidores.El octavo día: es llamado día de Taruiah y es meritorio ayunar en ese día, y se transmitió que expía los pecados de sesenta años. Dijo el Sheij Ash-Shahîd (ra): “Ciertamente que es preferible realizar en él el gusl”.La novena noche: es una de las más benditas de las diez noches. Es la noche de hablar íntimamente con Dios. El arrepentimiento en esta noche será aceptado y la súplica respondida. Quien realice los actos devocionales en esta noche por obediencia a Al·lah, tendrá la recompensa de ciento setenta años de adoración. En ella es preferible realizar la ziârah al Imam Husain (a.s.) y visitar la tierra de Karbalâ’ y permanecer en la misma hasta el día del ‘Id (Al-Ad·hâ), de manera que Dios le mantenga a salvo del mal ese año.El noveno día: es el día de ‘Arafat (en que los peregrinos se congregan en la planicie del mismo nombre, cerca de La Meca). Es uno de los grandes días festivos para los musulmanes aunque no se conozca como día de ‘Id (festividad). Es el día que Dios ha invitado a sus siervos a Su adoración y ha preparado para ellos Su bondad y bendición, ha hecho a Satanás en ese día más humillado y menospreciado que en otro tiempo. Se narró que el Imam Zain-ul ‘Âbidîn (a.s.) en ese día, escuchó a un mendigo que pedía a la gente que le ayudara, y le dijo: “¡Ay de ti!, en un día como éste pides a otro que a Dios, mientras que en este día hay esperanzas hasta para los niños que están en el vientre de sus madres de recibir la bondad de Dios y ser felices”. Es preferible en este día, realizar:1. El Gusl (baño completo).2. Visitar y leer el saludo al Imam Husain (a.s.), que según muchos dichos ello equivale a 1000 Haÿÿ, 1000 ‘Umrah (peregrinación fuera de este mes Sagrado) y 1000 Ÿihâd (lucha por la causa de Dios) y aún más, y los hadices respecto a la abundancia de las virtudes de visitarlo en este día son mutawâtir. Si alguien pudiera estar en ese día junto al Santuario del Imam no tiene menos recompensa que quien esté en el desierto de ‘Arafat.Luego del Salât Al-‘Asr (de la Tarde), antes de comenzar con el du‘â’ de ‘Arafat, es preferible realizar dos ciclos de oración bajo el cielo y confesar ante Al·lah sus pecados, para llegar a obtener toda la recompensa de ese día y sean perdonados sus pecados. Luego comenzar con las acciones de ‘Arafat y la súplica de ‘Arafat, que es una súplica muy elevada y bellísima para comunicarse con Dios, pero que por su extensión no podemos citarla aquí. Esta súplica se halla en el libro Mafâtih al-Ÿinân, capítulo del mes de Dhû-l Hiÿÿah. He aquí algunos párrafos de la misma:Párrafos del Du’a de Al-Husain (a.s.) en el día de ‘Arafat:كَيْفَ يُسْتَدَلُّ عَلَيْكَ بِما هُوَ فى وُجُودِهِ مُفْتَقِرٌ اِلَيْكَ، اَيَكُونُ لِغَيْرِكَ مِنَ الظُّهُورِ ما لَيْسَ لَكَ، حَتّى يَكُونَ هُوَ الْمُظْهِرَ لَكَ،kaifa iustadal·lu ‘alaika bimâ hua fî uÿûdihi muftaqirun ilaika aiakûnu ligairika minasdz dzuhûri mâ laisa laka hattâ iakûna hual mudzhira laka(¡Dios mío!) ¿Cómo podría argumentar Tu Existencia a través de aquello que depende de Ti para ser? ¿Por ventura, acaso existe un ser más manifiesto que Tú de manera que fuera él el que Te manifestara?مَتى غِبْتَ حَتّى تَحْتاجَ اِلى دَليل يَدُلُّ عَليْكَ، وَمَتى بَعُدْتَ حَتّى تَكُونَ الاْثارُ هِىَ الَّتى تُوصِلُ اِلَيْكَ، عَمِيَتْ عَيْنٌ لا تَراكَ عَلَيْها رَقيباً، وَخَسِرَتْ صَفْقَةُ عَبْد لَمْ تَجْعَلْ لَهُ مِنْ حُبِّكَ نَصيباً،matâ gibta hattâ tahtâÿa ilâ dalîlin iadul·lu ‘alaika ua matâ ba’udta hattâ takûnal azâr hial·latî tûsilu ilaika ‘amiat ‘ainun lâ tarâka ‘alaihâ raqîban ua jasirat safqatu ‘abdin lam taÿ’al lahu min hubbika nasîban¿Cuándo estuviste oculto para necesitar de una prueba que guíe hacia Ti? ¿Cuándo estuviste lejos para que sean los efectos los que hagan acercarse a Ti? Es ciego el ojo que no Te ve vigilándolo, y mal negocio es para el siervo aquel que no le apareja Tu amor como provecho.اِلهى اَمَرْتَ بِالرُّجُوعِ اِلَى الاْثارِ فَاَرْجِعْنى اِلَيْكَ بِكِسْوَةِ الاَْنْوارِ، وَهِدايَةِ الاِْسْتِبصارِ، حَتّى اَرْجَعَ اِلَيْكَ مِنْها كَما دَخَلْتُ اِلَيْكَ مِنْها،ilâhî amarta bi-r ruÿû’i ilâl azâri fa arÿi‘nî ilaika bikisuat-il anuâri ua hidâiatil istibsâri hattâ arÿa‘a ilaika minhâ kamâ dajaltu iliaka minhâ¡Dios mío! Tú has ordenado recurrir a tus efectos (creaciones), así pues, hazme volverme a Ti mediante una envoltura de luces y la orientación (que se produce) de la percepción (interior), de manera que por ello (finalmente) retorne a Ti así como (primeramente) por ello me encaminé hacia Ti...En ese día es muy importante suplicar para los hermanos creyentes que estén vivos o muertos.La noche décima: es una de las noches benditas del año. Es una de las cuatro noches del año en la que es preferible permanecer despierto y adorar a Al·lah. Las puertas del cielo en esta noche están abiertas. Es preferible también, visitar y saludar al Imam Husain (a.s.) y recitar la súplica:يا دائِمَ الْفَضْلِ عَلَى الْبَرِيَّةِ يا باسِطَ الْيَدَيْنِ بِالْعَطِيَّةِ يا صاحِبَ الْمَواهِبِ السَّنِيَّةِ صَلِّ عَلى مُحَمَّدٍ وَالِهِ خَيْرِ الْوَرى سَجيَّةً وَاغْفِرْ لَنا يا ذَالْعُلى فى هذِهِ الْعَشِيَّةِiâ dâ’imal fadli ‘alal barîiah, iâ bâsital iadaini bil ‘atîiah, iâ sâhibal mawâhibis sanîiah, sal·li ‘alâ muhammadin wa âlih, jairil warâ saÿîiah, wagfir lanâ iâ dhal ‘ulâ, fî hâdhihil ‘ashîiah¡Oh el de la merced incesante a las criaturas! ¡Oh Aquel cuyas manos se encuentran extendidas en las dádivas! ¡Oh Dueño de los otorgamientos sublimes! ¡Bendice a Muhammad y a su familia, los de mejor naturaleza de la creación! Y perdónanos en esta noche, ¡oh poseedor de la magna grandeza!El décimo día: es el día del ‘Îd Al-Ad·hâ (Festividad del Sacrificio), es un día bendito y es preferible realizar los siguientes actos:1. El baño completo (gusl), que en ese día es preferible hacerlo, hasta el punto de que algunos sabios lo han considerado uâÿib (obligatorio).2. La oración del ‘Id que se hace en las mezquitas grandes de la ciudad.3. Es preferible realizar la súplica de Nudbah (súplica de la lamentación) que se halla al final del libro Mafâ


Especial por el martirio  Del General del Islam  Hayy Qassim Soleimaní Y Abu Mahdi Al-Muhandis
We are All Zakzaky
 no al acuerdo del siglo